Por: Marcelo Nuñez C.

 

 

 

 

En los 90`s el Rock se unió con 2 estilos diametralmente opuestos; el Rap y la Electrónica.  

En la película de 1993, Judgment  Night; un thriller ambientado en la ciudad de Los Ángeles,

Estados Unidos; que contiene violencia al por mayor, y una gran actuación de Emilio Estévez.

El soundtrack trajo la unión del Rock con el Rap en una banda sonora acorde con esos años de

experimentación y búsqueda de mezclas entre estilos diferentes.

La banda metalera Slayer se une al rapero Ice T versionando un tema de los Exploited.

Se puede escuchar también a los Helmet con House of Pain, a los Neoyorkinos de Biohazard

con los Onyx y a los morenos de Living Colour con sus hermanos de raza Run DMC.

Otras uniones eran los rockeros indies de Sonic Youth con los Cypress Hill, los extintos Faith

no More con Boo Yaa Tribe y los de Seattle Mudhoney con Sir Mix a Lot. 

En general un soundtrack excelente con una muy buena mezcla de estos dos estilos que son

auditivamente muy diferentes, pero en la parte de crítica social muy unidos. 
 

En 1997, la unión fue esta vez entre el Rock y el Techno o Electrónica,  como lo quieras llamar.

En este caso la excusa para esta llamativa unión fue la adaptación al cine del comic Spawn.

 El álbum se abre con un gran tema a cargo de Filter (banda del ex Nine Inch Nails, Richard            

 Patrick) y los Cristal Method. Le sigue el odiado/amado Marilyn Manson (yo me incluyo en el

 primer grupo) con Sneakers Pimps. Luego viene una aportación de Metallica – les recomiendo

 su ultimo álbum Death Magnetic un gran disco que debieron haber grabado entre And Justice

 for All y el Black Álbum – como les decía la aportacion de Metallica es por partida doble; por

 un lado Kirk Hammet usa sus riffs para dar una onda  metal al clásico de Orbital – Satan – y

 en la otra parte esta el DJ Spooky que remezcla  For whom the Bell Tolls con una versión

 dance que molesto mucho a los fans acérrimos de la banda.

 Más adelante esta Dust Brothers con un tema muy Hip Hop con el vocalista de Korn;

 Jonathan Davis. Los Prodigy, que junto al guitarra de Rage Again The Machine y

 Audioslave, Tom Morello, realizan la tuertísima One Man Army. Y quizás el mejor tema del

 disco es el infierno sonoro creado a partir de la unión de Slayer y Atari Teenage Riot,

 una carnicería Jungle Thrash titulada, que mejor, que No Remorse I wanna Die”.

 Y lo que queda son las colaboraciones de Silverchair y Vitro; Buthole Surfers con el

 Pelado de Moby, el gran Henry Rollins con Goldie, los primerizos Incubus con DJ GregBoy y      

 Soul Cougrain con Rony Size. 

 Spawn: The Album, no fue un disco para todos los públicos como lo fue “Judgment Night”. No

 gustó mucho a los más puristas. Pero hizo las delicias de aquellos a los que les encanto

 explorar los nuevos caminos musicales de mediados de los 90`s. 

 Bonus Track: Les recomiendo a los fans de Spawn, la canción “I Died For You”  de los

 Norteamericanos Iced Earth incluido en su homenaje a Spawn, el disco “The Dark Saga” con

 una portada impecable.