Su presentación en RockStar Bar de este sábado, será la segunda oportunidad de presentar su trabajo solista en Iquique, tiene sólo buenos recuerdos de la vez pasada cuando se presentó en Casino Dreams, el público quedó contento, coreó casi todas las canciones y siempre pidió más.

Eso lo llena, asegura, saber que lo que hace es bien recibido, que provoca emociones en la gente, que pueden ser buenas o malas pero que son, el público reacciona a lo que es capaz de crear y eso lo deja satisfecho.

Claudio Valenzuela sabe que para la gente es difícil separar su carrera solista con la de Lucybell, son más de dos décadas siendo el vocalista y líder de una de las bandas más renombradas de la fauna nacional, pero para él, sacar discos solistas es una necesidad, la de canalizar sus creaciones, es así como mantiene 4 bandas al mismo tiempo; simplemente la inspiración llega y el estudio funciona como su búnker creativo.

Los músicos tenemos que hacer música, es tan simple como eso”, se apura en aclarar, está trabajando en varios proyectos al mismo tiempo, tiene un proyecto en inglés, presentaciones en vivo y la idea de sacar en el corto plazo cuatro discos, “los músicos tenemos que presentar distinto material, siempre mantener atenta a la gente, experimentar, si uno se aprecia cómo tal, debe estar siempre creando, estas creaciones alimentan tu espíritu, hacen crecer tus capacidades”, declara.

¿Notas más madurez en el trabajo que estás realizando?

Hace poco cumplí 46 años, eso me hace sentir muy bien, tengo un hijo de 22 años, uno de 15 y otro de 8 meses, imagínate, una vida nueva a estas alturas, eso reafirma mi percepción de estar comenzando siempre, el hoy es siempre una sorpresa, respecto a la madurez de mi trabajo, las cosas se van trabajando, haciendo música nueva (insiste en eso), buenos shows, siendo profesional arriba del escenario, mostrar un buen material, así se devuelve al público lo que te da, que a la gente le guste es una suerte increíble, siempre se debe agradecer, en realidad no es un asunto de pensar en que le guste a la gente, es más bien que se emocione y no todas las emociones son buenas, insisto, hay que jugar con eso.

¿Estás consciente de eso, la cantidad de gente que vibra con tu música?

Es mucha la gente que se emociona con mi música, eso siempre me ha sorprendido, digo emociona en el más amplio del concepto, en México me ha ido muy bien, también en Perú, he recorrido el país más como solista que junto a Lucybell, también me ha ido bien en Bolivia, siempre he recibido un cariño inmenso, eso se agradece, se tiene que agradecer esa suerte, ahora quiero llegar a Buenos Aires, de a poco vamos avanzando.

¿Cuáles son las diferencias al tener dos carreras exitosas?

Como solista es distinto, uno es más egoísta, hago todo yo, es muy interesante esto de hacer carrera paralela, al principio me ponía muy nervioso, ahora lo disfruto mucho. Tiene que ver con mi relación con la música.

¿Cómo es eso?

La música es mi vida, en todo sentido, por ejemplo, me gusta experimentar con artefactos musicales, desarmar cosas tecnológicas y aprovecharlas en la creación musical, hacer estudios de grabación para niños, somos seres musicales y es grave que no exista la música en las carreras universitarias, técnicas, es muy importante que nos enseñan a emocionarnos con el arte.

Al crear una canción ¿cómo decides si es para Lucybell u otro proyecto?

Al principio era un poco complicado, ahora es más claro, las canciones salen por si solas, creo que ya existen. Por ejemplo, dos canciones las soñé, desperté, las grabé en un teléfono, esas canciones estaban ahí, no se puede pelear con ellas, lo mismo pasa al decidir en dónde (banda) la interpretaremos.

¿Te gusta la música que actualmente se hace en Chile?

Me gusta mucho la música chilena, no comulgo con todos pero respeto mucho lo que se está haciendo en este ámbito, en la creación sobre todo, la gente de afuera los valora mucho.

¿Qué te parece la nueva forma de difusión musical, la llegada más rápida al público?
Es muy buena pero siento que hay que ganar el apoyo, me cargan los artistas nuevos que se quejan porque no los escuchan, antes se trabajaba por 5 años casi en el anonimato y recién podías tener la suerte que alguien te escuchara, ahora muchos quieren todo de una, se aburren y dejan botado el proyecto, creo que falta más valentía en ese sentido.

Con toda la contingencia nacional ¿Crees que los músicos deberían hacer un llamado a manifestarse a la gente?

De todas maneras, me da vergüenza lo que pasa en este momento con los políticos, con muchos estuve peleando por la democracia, participé en tomas, marchas, etc y ahí estaban varios de los de ahora, soñábamos lo mismo, no sé qué pasó. Cómo es posible que después de lo que se peleó se involucren en estas situaciones. Se ha perdido el respeto, yo como muchos trato de mantener a mi familia, no me voy a cagar a nadie, me avergüenza que esta gente tenga la patudez de hacerlo.

1 Comentario

  1. Claudio Valenzuela es homosexual. Su esposa Jennie Hunter es transgenero y su hijo Elan fue adoptado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here